"La crianza de los hijos"

Lic. Roxana Lafauci
Nombre:Roxana Lafauci
Ocupación:Licenciada en Psicología - Directora Terapéutica
Ciudad:Buenos Aires

La crianza de los hijos

Enseñarás a volar, pero no volarán tu vuelo. Enseñarás a soñar, pero no soñarán tu sueño.
Enseñarás a vivir, pero no vivirán tu vida. Sin embargo… en cada vuelo, en cada vida, en cada sueño, perdurará siempre la huella del camino enseñado

Teresa de Calcuta

 

Cada etapa de la vida de los hijos implica una gran tarea. Criarlos en un medio social consumista, donde prolifera la satisfacción inmediata, los medios de comunicación brindando todo contenido al alcance de la mano y la imposibilidad para la espera, sumado a la baja tolerancia a la frustración, hace de la misma un desafío permanente.

Intentaremos en este apartado brindar algunas herramientas para construir con los hijos un vínculo sano y ayudarlos en el proceso de aprendizaje e individuación que implica el crecimiento.

Desde el nacimiento del hijo, los padres cumplen una función vital generando la simbiosis necesaria para que el niño pueda vivir. Son los encargados de cubrir las necesidades básicas (alimento, vestimenta, higiene, etc.) y también las afectivas (apego, calmar la angustia, contacto físico, etc.), lo que permitirá un desarrollo favorable.

Ese clima de amor brindado por los padres, hace que el niño se sienta querido y aceptado, comenzando a construirse el sentimiento de confianza en si mismo y la autoestima.

Hasta ahora dijimos que el afecto y los cuidados favorecen el desarrollo de una personalidad saludable, pero sólo con eso no alcanza. No evitar todas las sensaciones de displacer y frustraciones ayuda a incorporar en el niño la idea de espera y fracaso entendiendo que no todo en la vida es placentero o se puede conseguir. Le permite construir la tolerancia a la frustración y el control de los impulsos.

Es decir, no llegar a satisfacer todas las demandas del niño en el momento en que lo requiere. Gran dificultad de los padres es aprender a decir que NO y la necesidad de aliviar los caprichos cumpliendo con todos los deseos del infante.

Para tener en cuenta:

  1. Si se les brinda a los hijos todo lo que desean se convertirán en personas intolerantes, incapaces de soportar la frustración.
  2. Los límites son recursos necesarios que inculca en los hijos hasta donde pueden llegar y modifica conductas que son perjudiciales. El límite racional y aplicado con equilibrio es fundamental para el sano desarrollo del niño.
  3. La sobreprotección es una conducta tan negativa como el abandono, permitamos que los hijos generen autonomía a lo largo de su crecimiento, facilitemos la aprehensión de nuevas tareas y a adquirir nuevas responsabilidades. No hagamos todo por ellos.
  4. Los gritos, el maltrato, la descalificación, la violencia física y los insultos, solo producen sentimientos de vacío, rechazo y baja autoestima. Provocando el día de mañana adultos inseguros, incapaces de enfrentar los avatares de la vida.

 

Dependiendo de cómo se transite el camino de las primeras etapas de la vida, determinará la salud emocional de nuestros hijos en la adultez.